icons
Cotización dólar:
Compra
--
Venta
--
BUENOS AIRES
T. --
H. --
POLÍTICA

Máximo Kirchner avanza, con ayuda de la Casa Rosada, para quedarse con el control del PJ bonaerense

Máximo Kirchner avanza, con ayuda de la Casa Rosada, para quedarse con el control del PJ bonaerense
Máximo Kirchner en la sesión por la coparticipación de Caba (Foto: Diputados)

El jefe del bloque de diputados kirchneristas e hijo de la vicepresidenta, Máximo Kirchner, avanza con la ayuda de la Casa Rosada e intendentes k, para quedarse con el control del PJ bonaerense, como parte de la estrategia acordada entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner, para sostener la unidad del peronismo de cara a las elecciones legislativas de 2021.

En ese marco, el Presidente recibe esta tarde en la residencia de Olivos al bloque de diputados del Frente de Todos con el líder de La Cámpora a la cabeza y el ministro del Interior, Wado De Pedro, uno de los impulsores de la movida del PJ, para celebrar con un brindis, el cierre del primer año de Gobierno.

El encumbramiento del hijo de la vicepresidenta como titular del PJ bonaerense tiene según señalan en la Rosada "el apoyo de la mayoría de los intendentes y el único que se oponía, por ahora, es Fernando Gray".

Con esa frase contundente, emanó esta semana un mensaje de ultimátum de la Casa Rosada al intendente de Esteban Echeverría que ejerce la presidencia rotativa del PJ bonaerense y tiene mandato vigente por un año más, y en la última semana, se negó a renunciar ante un pedido del ministro del Interior, y dirigente camporista, Wado De Pedro.

En las últimas horas, varios intendentes, entre ellos, el de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, de La Matanza Fernando Espinoza, de Almirante Brown, José Cascallares, y Juan Zabaleta de Hurlingham, salieron a manifestar su apoyo a la movida para coronar a Máximo Kirchner como jefe del PJ bonaerense.

Hasta ahora era resistido por la mayoría de los jefes comunales pero ante el mensaje emanado de la Rosada, que en las últimas semanas, se fueron alineando.

Ante la negativa de Gray a renunciar antes de que termine su mandato, la intención de la Rosada era mostrar un operativo "clamor" de otros intendentes para aislarlo y forzar su renuncia.

Lo dijo en los últimos días uno de los máximos operadores de Cristina en la Casa Rosada: "La mayoría de los intendentes piden que Máximo asuma la conducción, solo Gray se opone". Es decir, el que no está con los gobiernos nacional y provincial, se queda solo. Es la estrategia central del Gobierno, para el calendario electoral que se viene.

En ese marco, se conocieron en las últimas horas, declaraciones individuales de distintos intendentes ahora en la Rosada esperan un cambio de opinión de Gray.

Fuentes del PJ señalan que en realidad "el que pide vaya Máximo al PJ de la provincia es Alberto, cuando aceptó asumir como futuro presidente del PJ nacional en marzo próximo, movilizado por la pata sindical, la CGT.

Espinoza del populoso distrito de La Matanza, era otro de los rebeldes, pero en los últimos días empezó a negociar con Insaurralde -el principal operador político de Máximo en el conurbano- para asumir como presidente de la Federación Argentina de Municipios (FAM). Un polo de poder del peronismo que históricamente usaron los jefes territoriales del PJ para negociar obras y fondos con la administración o Poder Ejecutivo nacional.

La FAM estuvo históricamente controlada por el ex intendente de Florencio Varela y ex mano derecha de Néstor Kirchner, Julio Pereyra. Pero tras el recambio generacional de intendentes, hoy ese organismo corporativo está en manos de un intendente del interior: Javier Noguera, intendente de Tafí Viejo, Tucumán.

Preparan el escenario ante eventual suspensión de las PASO

"Si llega la segunda ola de la pandemia, y hay crisis sanitaria no podes aglomerar gente en la votación. Sería la única posibilidad que evaluaríamos suspender las PASO", dijo a A24.com una alta fuente de la Casa Rosada.

Teniendo en cuenta esa incertidumbre, desde el Gobierno preparan para encontrar un esquema de convivencia dentro del PJ: "Va a haber internas en los distritos en los que no haya acuerdos, y convergencia en listas nacionales", señalan.

El objetivo, agregan: "es mantener la unidad desde la cúpula PJ nacional y bonaerense en el calendario electoral 2021".

Quienes conocen de estrategias partidarias del peronismo, aseguran que se trata de "la continuidad de la estrategia lanzada por Cristina Kirchner en la campaña electoral previa al triunfo electoral de octubre de 2019.

PJ horiz
PJ horiz

El primer paso fue asistir por primera vez en muchos años, a una cumbre del Consejo nacional del PJ a la sede de la calle Matheu 130, en el barrio de Once.

El segundo paso fue el acto en el monumento a la bandera en Rosario donde lanzó la fórmula presidencial junto a Alberto Fernández y mostró la alianza con Sergio Massa y los gobernadores del PJ tras el quiebre del PJ Federal con el pase de Miguel Pichetto al macrismo.

En ese entorno, aseguran que en realidad fue Alberto Fernández quien le pidió a Máximo Kirchner asumir la conducción del PJ bonaerense como manera de equilibrar el poder cuando el Presidente asuma al frente del Consejo Nacional del PJ, en marzo.

Sergio Massa y los gobernadores peronistas Juan Schiaretti (Córdoba) y Omar Perotti (Santa Fe), los movimientos sociales demás gobernadores e intendentes son las otras patas de la alianza de Gobierno.

Tras un receso por vacaciones después de fin de año, a mediados de enero arrancarán las primeras reuniones y negociaciones para la conformación de las listas de candidatos tanto del PJ como para la renovación de la mitad de las legislaturas nacional, provinciales y municipales.

En ese esquema, evalúan mostrar unidad en las cúpulas del PJ para sostener la verticalidad hacia abajo.

El acuerdo entre Alberto y Cristina es "intentar armar listas de unidad para los legisladores nacionales y habilitar la competencia en los distritos donde no haya acuerdos, para que nadie saque los pies afuera del plato.

Recuerdan la mala experiencia de Néstor Kirchner en 2009 cuando los intendentes del PJ bonaerense enojados por la irrupción de La Cámpora en sus distritos peleando el poder territorial, armaron listas colectoras y perdieron.

Buscan evitar una derrota en las elecciones intermedias de 2021, como paso previo a buscar mantener el poder en las presidenciales de 2023, sabiendo la debilidad a partir de la incertidumbre y la profundización de la crisis económica y de la segunda ola de la pandemia.

por Stella Gárnica
SUBIR

NWS

Ovación

Show