Opinión

Diálogos con "José Tasa": tensión con el dólar y el FMI en el horizonte, tras los resultados de las elecciones

El experto financiero que se escuda tras ese seudónimo considera que el Gobierno hace un mal diagnótico y que la brecha cambiaria podría crecer. ¿Qué panorama se abre?
Guillermo Laborda
por Guillermo Laborda |
Diálogos con José Tasa: tensión con el dólar y el FMI en el horizonte, tras los resultados de las elecciones

Anoche, mientras intercambiaba mensajes de whatsapp con funcionarios del BCRA, con empresarios y con operadores de Wall Street, el financista hizo una pausa y describió las semanas que se vienen en los mercados. Recomienda suma cautela en materia de inversiones y anticipa ruido político y económico. El partido recién empieza.

Periodista: ¿Y ahora? ¿Qué pasará con el dólar?

José Tasa: Recién estaba chateando con un funcionario del BCRA. Observe este mensaje que me manda por whatsapp: “Por lo pronto, no hay ningún cambio”. Me parece que se equivocan en el diagnóstico. Esperan que afloje esta semana la presión sobre el dólar y dicen “que se va a demorar unos días la liquidación de dólares de los exportadores”.

Disiento con esa visión oficial. ¿Por qué va a disminuir la presión sobre el dólar? El problema son las reservas del BCRA que escasean y los pesos que abundan. Creo que vamos hacia una mayor brecha, no necesariamente hoy, pero si en los días por venir.

En síntesis, tenemos dos problemas: primero, la difícil situación económica per se y segundo, el gobierno que insiste con la misma política económica.

Periodista: Lo dice por el anuncio de Alberto del envío de un proyecto al Congreso con los números de la economía para los próximos años…

José Tasa: Exacto. Ese presupuesto plurianual que prepara Guzmán no tiene el aval del FMI. El problema es que no hay tiempo. Desde diciembre del 2019 se viene demorando un acuerdo con el FMI. Si realmente se quiere evitar un default a fines de marzo tienen que apurarse en lograr un acuerdo. Piense que en diciembre envían ese proyecto de ley al Congreso y seguramente la oposición lo rechazará porque los números estarán inflados.

Mostrarán un crecimiento de la economía inflado, recaudación de impuestos inflada y un gasto público subestimado. Me dicen que contempla suba de tarifas de acuerdo a la evolución de los salarios.

Suena muy bien pero así no se reduce el gasto. En ese ida y vuelta, el gobierno perderá como mínimo un mes y medio. Así es prácticamente imposible lograr un acuerdo con el FMI antes de marzo. Y esperemos que el gobierno le pague al organismo el vencimiento que opera el 22 de diciembre por u$s 1.880 millones. Tiene los DEG (Derechos Especiales de Giro) para hacerlo. Sería una locura que no lo hicieran. Habrá que esperar al 21 de diciembre. En el interín hay que contar la cantidad de reservas que tiene el BCRA y si le alcanzan para abastecer al mercado hasta que lleguen los dólares de la soja en abril.

Panorama tras los resultados de las elecciones 2021: qué puede pasar con el dólar, bonos y acciones

Periodista: ¿Y los bonos?

José Tasa: Va a haber ruido con el FMI por lo que aún no entraría en los papeles en dólares. Además recuerde que gane quien gane en 2023, al año siguiente seguramente hará una reestructuración de la deuda, con quita de capital incluída. Respecto a los bonos en pesos, ahí el temor es la disparada del tipo de cambio. Aún los bonos que son dólar linked no me agradan porque me genera dudas sobre su capacidad de repago. Sería muy cauteloso.

Periodista: ¿Y las acciones?

José Tasa: Ahí hay margen de subas adicionales más allá de lo que ya vienen ganando en el año. Las empresas argentinas, si las valuamos al precio del “contado con liqui”, están muy baratas. De nuevo, seguramente subirán de precio rumbo al 2023 pero en el interín habrá mucho ruido. A ello habrá que sumarle el ruido político que deja como esquirlas estas elecciones.

Periodista: ¿Qué ve allí?

José Tasa: Por ahora el gobierno luce muy unido. Pero habrá que ver su reacción cuando la brecha se amplíe más o cuando el blue se dispare. O cuando surja otro dato con inflación cercana al 4%. Cristina Kirchner no quiso ir al búnker del Frente de Todos pese a que Alberto Fernández sostuvo que habían ganado. ¿O vamos a creer que Cristina se ausentó por enfermedad?

Lo mismo hizo en 2015 con la derrota de Scioli. No quería que la fotografíen con cara de derrota. Inicialmente pensé que la crisis política iba a generar la crisis económica pero ahora pienso que será al revés. Comenzará por lo económico y contagiará a lo político.

Periodista: ¿Cómo serán los tiempos a su juicio?

José Tasa: Creo que vamos a estar en presencia de un enero y febrero complicados. Si mira hacia atrás, fue lo mismo que pasó en 2014 cuando perdieron las elecciones de medio término. La devaluación se dio en enero. Quizás se haga en cuotas pero de piso el mercado espera un 30% de corrección en el dólar oficial. Es tiempo de cautela. Hágame caso.

s