Misterio

Por qué China excava un hueco para llegar a 11.000 metros de profundidad en la Tierra

La Tierra en esa zona tiene entre 55 y 160 millones de años y la distancia es la misma a la que vuelan los aviones intercontinentales. Qué busca encontrar China en lo profundo de nuestro planeta.
Roberto Adrián Maidana
por Roberto Adrián Maidana |
El agujero que China abre en la superficie de la tierra para llegar a 11.000 metros de profundidad. (Foto: Gentileza Business insider)

El agujero que China abre en la superficie de la tierra para llegar a 11.000 metros de profundidad. (Foto: Gentileza Business insider)

China está decidida a mostrar que su liderazgo mundial no solo es económico, sino también en materia de tecnología e investigación. Por eso, inició la excavación de un pozo que llegará a 11.000 metros de profundidad. A ese nivel, los registros de la Tierra van desde los 55 hasta los 160 millones de años de antigüedad.

El proceso de excavación se inició el mismo día en el que China lanzó un cohete tripulado para acoplarse en su propia estación espacial.

Embed

El objetivo de esta perforación es múltiple. Se hace para conocer más - gracias a las capas geológicas - sobre la evolución de nuestro planeta. Pero también se quiere hacer una prospección para ver si hay reservas de gas o petróleo en el mayor desierto de China.

agujero 2.jpg
El agujero de la excavación china dará claves sobre la evolución de la Tierra y al mismo tiempo, se usará para buscar petróleo y gas. (Foto: Gentileza BBC)

El agujero de la excavación china dará claves sobre la evolución de la Tierra y al mismo tiempo, se usará para buscar petróleo y gas. (Foto: Gentileza BBC)

China hacia el centro de la Tierra

La exploración china quedará en segundo lugar de otra hecha por Rusia, que supera los 12.000 metros de profundidad. Se pensó en 1962 (en tiempos de la Unión Soviética) y comenzó la excavación en 1970. En 1989 alcanzó el récord de 12 262 metros. El objetivo fue el de investigar las capas más profundas del planeta. Pero en el año 2008 (con la Federación Rusa y Vladimir Putin en el poder), el "pozo" fue abandonado.

China en cambio, con este proyecto tiene tres objetivos al mismo tiempo. Por un lado, una cuestión similar a los rusos: conocer cómo está compuesta una parte muy inicial de las entrañas de la Tierra. El planeta tiene un núcleo que va desde los 2.391 km hasta los 6.731 km. de profundidad.

La experiencia china llegará poco más abajo de 11 kilómetros en la corteza, cuya capa se extiende hasta los 70 km. de profundidad).

Pero será muy importante para conocer la composición de elementos que fueron moldeando a nuestro hogar entre llegará a capas que datan del período cretácico del planeta, entre 66 y 145 millones de años de antigüedad.

Pero además, se buscará la posible existencia de reservas desconocidas de gas o de petróleo. Eso sería toda una revolución y una gran noticia, ya que solo en las fosas marina se ha podido hallan reservas de ese tipo. Los pozos petroleros o reservas gasíferas están a una mucho menor profundidad en el suelo.

pozo 3.jpg
La maquinaria que se emplea para excavar hasta 11 km. de profundidad es lo más moderno de la tecnología, otro desafío de China en su carrera por el liderazgo mundial. (Foto: Gentileza BBC)

La maquinaria que se emplea para excavar hasta 11 km. de profundidad es lo más moderno de la tecnología, otro desafío de China en su carrera por el liderazgo mundial. (Foto: Gentileza BBC)

La zona elegida para el "gran agujero chino"

Taklamakán, es el segundo mayor desierto de dunas del mundo y está situado en la región autónoma Uigur de Xinjiang. Allí comenzó esta ambiciosa excavación.

A diferencia del caso ruso, los chinos se pusieron plazos: una duración prevista de 457 días en los que los operarios manejarán más de 2.000 toneladas en equipos y maquinaria. Es decir un trabajo sin pausa durante un año y tres meses.

Xi jinping, en su tercera presidencia consecutiva quiere para China el liderazgo mundial en economía, desarrollo y tecnología. Por eso creó un programa especial para que la comunidad científica avance en la exploración de las profundidades de la corteza terrestre.

Para este trabajo pondrán a prueba nuevos mecanismos de perforación, diferentes de los habituales para la prospección en materia de petróleo. Los chinos creen que en esta cuenca del Tarim, donde se ubica el desierto de Taklamakán, puede albergar grandes reservas de petróleo y gas natural.

Otro de los grandes desafíos para los científicos y técnicos lo representa el propio desierto de dunas. Tiene una amplitud térmica de 60 grados. Quienes trabajan allí tendrán que soportar ahora que llega el verano hasta 40° Celsius y en invierno la temperatura bajará hasta los 20° Celsius bajo cero.

FUENTE: xi jinping
Se habló de