Segunda ola

Kicillof denunció "uso político" de Larreta y dijo que es "mentira" que las restricciones sean "intempestivas"

El gobernador bonaerense reafirmó que se sumará a las medidas anunciadas por Alberto Fernández y recalcó que los distritos del AMBA están en Fase 2.
15 de abril de 2021 - 18:24
Restricciones en el AMBA: Axel Kicillof cruzó a Horacio Rodríguez Larreta (Foto: captura de TV).

Restricciones en el AMBA: Axel Kicillof cruzó a Horacio Rodríguez Larreta (Foto: captura de TV).

Luego de que Alberto Fernández anunciara restricciones para el AMBA y que Horacio Rodríguez Larreta se mostrara en disidencia, Axel Kicillof salió a respaldar al primer mandatario. "Hoy escuché que se decía que las medidas que tomó el Presidente eran intempestivas, es mentira", dijo el gobernador bonaerense y apuntó contra su par porteño: "Me parece que es un intento grave, delicado y peligroso de usar políticamente un momento de tanta ansiedad", al tiempo que aseveró que el AMBA se encuentra en Fase 2 y adelantó que podrían haber más restricciones en los 22 distritos en fase 3. "Medidas más duras vendrán cuando crezcan los casos en los grandes conglomerados del interior de nuestra provincia", advirtió.

Con un fuerte mensaje hacia Rodríguez Larreta y varios referentes de la oposición por sus dichos, el mandatario provincial centró sus argumentos en rebatir las críticas que se escucharon desde que finalizó el mensaje presidencial y afirmó: "La provincia de Buenos Aires, en particular el conurbano, adhiere a las medidas que dictó el Presidente de manera taxativa".

"Quiero comenzar a ponerle un poco de sentido común a las declaraciones que escuchamos en las últimas horas. Saben que la Ciudad de Buenos Aires y el Conurbano, el AMBA, es un conglomerado demográfico único, es por eso que a lo largo de toda la pandemia hemos intentado tomar medidas coordinadas y conjuntas con el Jefe de la Ciudad de Buenos Aires. El virus no reconoce un lado o el otro, contagia de la misma manera", afirmó Kicillof al argumentar su apoyo a Fernández.

En ese sentido, recordó la conferencia de prensa que lideró el jefe del Gobierno porteño y aseguró: "Hoy escuché que se decía que las medidas que tomó el Presidente eran intempestivas o que faltó reflexión o sustento científico o evidencia. Es mentira, me parece que es un intento grave, delicado y peligroso de usar políticamente un momento de tanta ansiedad y angustia". Incluso, disparó contra la oposición al asegurar que "a veces se hace como que la pandemia no existiese o que existiese solo acá por decisión de un Gobierno. Hay 3 millones de muertos en el mundo, no es una cosa sencilla o digna de meter adentro de la chicana".

"En las últimas tres semanas, la situación de la pandemia cambió por completo y de la semana pasada a ésta de nuevo cambió por completo", señaló Kicillof. "No estamos en una situación grave como la ola pasada, estamos en una situación dos veces peor y como 3 o 4 veces más rápida", argumentó el gobernador y resaltó que este avance "no se lo esperaban tampoco los expertos de CABA y que lo que pronosticaron no se cumplió".

"El epicentro de esta segunda ola es la Ciudad de Buenos Aires, esto no es ni un insulto ni una chicana, son números de una tabla, los casos en todo el mundo se miden comparados con la población. En los últimos 15 días, la incidencia, los casos cada 100 mil habitantes, en la Ciudad era 623 y en la provincia 340. Hoy, en la Ciudad de Buenos Aires existe el doble de probabilidades de contagiarte que en la Provincia", explicó.

Al señalar esta situación, Kicillof argumentó: "No lo digo para agraviar ni para chicanear. Es la realidad, después se va extendiendo al primer cordón, al segundo, al tercero, al interior de la provincia y luego resto del país. Está ocurriendo como la primera ola, pero muchísimo más rápido y por eso lo urgente de las medidas", ya que, según señaló, "el sistema privado en la Ciudad de Buenos Aires está saturado, no hay más camas. Sé que el jefe de Gobierno cuando habla del porcentaje de ocupación no habla del sistema privado, pero el sistema público atiende al 18,7% de los porteños, unas 600 mil personas".

"No se puede mentir de esa manera. Parece que hacerse el distraído, mentir o contar la mitad del asunto te da un carácter científico y no es cierto que no sea fundado en evidencia científica y en la situación real que tenemos, que es gravísima y nunca pasó", recalcó y reiteró que la decisión presidencial se basó en lo dicho por los especialistas, por lo cual se preguntó: "¿Quién se mueve por intuiciones? No les pueden mentir así en la cara".

Tras comparar la situación argentina con otros países, Kicillof destacó que "la medida que se ha tomado en todo el planeta, la racional y científica, es limitar la circulación", por lo cual destacó que definieron que "por 15 días se vuelva a la virtualidad. No nos gusta, pero lo primero que no nos gusta es que haya contagios y muertos", y volvió a apuntar contra la oposición: "Me parece de un oportunismo vil cargar las tintas, exacerbar y generar odio. Me gustaría que se pongan en contacto, estos genios de la epidemiología, con el Reino Unido y que empiecen a explicarles cuales son las genialidades que han descubierto".

Asimismo, al señalar un mensaje del vicejefe del Gobierno porteño, Diego Santilli, donde afirmó que "si viene la segunda ola vamos a tener que hacer una interrupción de 10 a 15 días como lo ha hecho todo el mundo", el gobernador bonaerense sentenció: "Mira vos, la idea era de Santilli. ¿Qué le paso? Oportunismo en el peor momento" y comparó los niveles de vacunación a docentes entre ambos distritos: "Nosotros tenemos la mitad de los maestros, maestras y auxiliares vacunados, CABA no sé si llega al 10%". "No invirtieron un mango en la educación, lo bien que nos hubiera venido que en vez de discontinuar el plan igualdad, los chicos y chicas tuvieran una computadora. Es criminal en perspectiva haber interrumpido ese programa", sentenció.

Al tiempo que continuó con su diatriba contra los argumentos de la gestión porteña: “Tampoco es cierto el versito del consenso, porque lo escuché de nuevo y fui protagonista. Cuando los jefes de gabinete de Nación, Ciudad y Provincia buscaban ese consenso (de la pasada semana), en medio de la discusión el jefe del gobierno firmó un comunicado de Juntos por el Cambio donde decían que estaban en contra de cualquier restricción".

"Están en campaña electoral, entonces es muy difícil discutir una pandemia y medidas de cuidado", dijo Kicillof y agregó: "Pareciera que el único consenso es hacer lo que ellos quieren, sino no lo hay. Yo lo entiendo a Alberto, la otra vez tratamos de consensuar y no funcionó, salieron de ahí a decir que las medidas estaban mal. Están haciendo política con esto".