historias

Mega ley: ministros del gabinete de Alberto renunciarían para poder dar quorum en la sesión de Diputados

Pablo Winokur
por Pablo Winokur |
Mega ley: ministros del gabinete de Alberto renunciarían para poder dar quorum en la sesión de Diputados

En medio de tensiones cruzadas entre oficialismo y la oposición por la Mega Ley de Emergencia Económica (de “Solidaridad Social y Reactivación Productiva”), el interbloque de Juntos por el Cambio salió a anunciar, en la noche del martes, que no daría quorum para iniciar la sesión que abordará el tema en Diputados.

La falta de presencia de la oposición haría caer la sesión porque el oficialismo tiene cerca de 20 diputados menos por la renuncia de muchos de ellos para ir a otros cargos ejecutivos; y sus reemplazantes solo podrían asumir una vez que se inicie (con quorum) la jornada parlamentaria.

Sin embargo, desde el Frente de Todos salieron a redoblar la apuesta y afirmaron que los renunciantes (muchos de ellos ministros del Gabinete nacional) pueden ir a la sesión, dar quorum y participar del debate de ser necesario, porque la renuncia a Diputados aún no fue aceptada ni efectivizada.

¿Cómo está la cuestión?

El oficialismo tiene 120 diputados propios. Con los 8 aliados circunstanciales del bloque que preside José Luis Ramón (Unidad Para el Desarroll) y que integran los exPRO “borocoteados” (como los llamó Cristian Ritondo) llegarían a 128.

Los diputados del Interbloque de Consenso Federal (Lavagna+Urtubey+Schiaretti+Otros) también estarían cerca de votar la nueva Mega Ley: los cordobeses ya dieron su apoyo, Urtubey dijo que había que ayudar a la nueva gestión, y Lavagna cerró filas gracias a los dirigentes que metió en el Gobierno (sin que eso suponga un apoyo legislativo automático). Si se suman algunos legisladores más que quedaron sueltos, el nuevo gobierno tendría un apoyo contundente para aprobar la ley en Diputados.

Pero todo podría complicarse si se tiene en cuenta que unos 25 diputados, en su mayoría oficialistas, deben asumir sus bancas en reemplazo de otros legisladores que renunciaron para ocupar cargos en ejecutivos tanto a nivel nacional, como así también provinciales, municipales o embajadas.

Estos reemplazos, como anticipó A24.com el lunes, habían sido objeto de fuerte polémica porque no estaba claro si los cargos debían ser ocupados por alguien del mismo género que el que renunciaba o directamente por el siguiente de la lista por la que había asumido.

En algunos casos hubo acuerdos o fallos judiciales y ya se habían iniciado los trámites para que los nuevos legisladores ocuparan sus lugares. En unos pocos casos, el tema sigue judicializado y nadie podría asumir hasta tanto no se resuelva la cuestión de fondo.

Más allá de la pelea de a quién le corresponde la banca, la oposición de Juntos por el Cambio vio un resquicio en el medio de la renuncia masiva de legisladores que emigraban a otras áreas del Estado y redobló la apuesta: reglamentariamente, si la sesión no empieza con su quorum, los nuevos legisladores no pueden asumir. Y si al oficialismo le faltan aproximadamente 20 diputados, nunca podrá llegar al quorum de 129 por sí mismo.

Así la oposición con el simple recurso de negarse al quorum podría trabar la Mega Ley de Emergencia de Alberto Fernández. “No nos dejaron otro camino, la ley es salvaje”, consideró un diputado de Juntos por el Cambio.

“Esta ley atropella las facultades del Congreso de la nación, no lo vamos a permitir. Nosotros gobernamos sin superpoderes”, consideró el lilito Juan Manuel López, que además anunció que Carrió también volverá a la Cámara para debatir esta ley.

Mientras tanto el interbloque de Diputados de Juntos por el Cambio se reunió en un plenario y decidió no acompañar la ley: “Significa anular el Congreso Nacional delegando todas sus funciones constitucionales en el Poder Ejecutivo Nacional”.

Al interior del espacio había algunos que querían ir con una postura intermedia: no acompañar pero ayudar con el quorum. Finalmente se acordó dentro del interbloque tener una postura unificada. Y se emitió un comunicado que suscribieron la mayoría de los legisladores

“A poco más de un mes de las elecciones del 27 de octubre en la que más de un 40% del electorado nos eligió para defender los valores republicanos que se conjugan en Juntos por el Cambio, no podemos traicionar a la ciudadanía delegando el mandato popular que hemos recibido en el Gobierno nacional”. “A poco más de un mes de las elecciones del 27 de octubre en la que más de un 40% del electorado nos eligió para defender los valores republicanos que se conjugan en Juntos por el Cambio, no podemos traicionar a la ciudadanía delegando el mandato popular que hemos recibido en el Gobierno nacional”.

Interbloque de Diputados de Juntos por el Cambio

¿Qué alternativas le quedaban al Gobierno para no perder en la primera pelea política de su gestión?

  • Inventar alguna “picardía” reglamentaria para hacer que los nuevos legisladores asuman sin el quorum.
  • Sentar para el quorum a funcionarios que hayan presentado su renuncia pero que aún no hayan recibido la aceptación de la Cámara. Si bien no es uso y costumbre hacer algo así, “la Cámara” es intérprete del reglamento y podría aceptarlo en este caso.
  • Convencer a más legisladores opositores de que ayuden con el quorum mínimo.

Puede apelar fundamentalmente a los diputados que responden a los gobernadores radicales que hoy estuvieron en la Rosada y habían comprometido su apoyo... antes de conocer la letra chica de la ley.

Fuentes del oficialismo aclararon que si la oposición sigue con esa postura hará reasumir en sus bancas a 7 ministros:

  • Wado de Pedro.
  • Felipe Solá.
  • Luana Volnovich.
  • Daniel Arroyo.
  • Roberto Salvarezza.
  • Luis Basterra.
  • Juan Cabandié.

A estos se podrían sumar otros en caso de ser necesario como: Daniel Scioli, Fernando Espinoza, Juan José Bahillo, Carlos Castagneto, Victoria Donda…

Este anuncio quizás es más una apurada a la oposición para que colabore antes que una realidad. Sin embargo, el oficialismo puede apelar a este recurso de necesitarlo. Vale insistir: la Cámara es intérprete de su reglamento y tiene la posibilidad de aceptar esta maniobra heterodoxa.

Lo más probable es que, aún con escándalo, la media sanción termine saliendo el mismo jueves.

s