icons
Cotización dólar:
Compra
--
Venta
--
BUENOS AIRES
T. --
H. --
POLÍTICA

Tras la protesta del #17A, Alberto buscó apoyo político en Massa, Máximo Kirchner y los jefes territoriales del PJ

Tras la protesta del #17A, Alberto buscó apoyo político en Massa, Máximo Kirchner y los jefes territoriales del PJ
Alberto Fernández junto a Axel Kicillof, Máximo Kirchner, Sergio Massa, Malena Galmarini, Mayra Mendoza, Wado de Pedro y Gabriel Katopodis (Foto: archivo).

El presidente Alberto Fernández cerró filas con el kirchnerismo, el massismo, gobernadores e intendentes, es decir, los jefes territoriales del PJ, en una semana marcada por una agenda repleta de actos y anuncios de obras públicas, como estrategia para construir un colchón de apoyo político territorial, en medio de las críticas por la larga crisis por la pandemia y la reforma judicial.

La orden emanada desde Olivos a todos los ministros del gabinete nacional se puso en marcha 24 horas después de la multitudinaria manifestación del #17A.

Así fue que llovieron anuncios de obras y medidas para contener la emergencia en las provincias y municipios, sobre todo, donde gobierna el oficialismo y sus aliados.

El operativo empezó el martes 18, con un fuerte mensaje del Presidente advirtiendo: “No nos van a doblegar los que gritan porque no tienen razón, nosotros sabemos a qué vinimos”.

La mira puesta en las elecciones 2021

Cuando todavía falta un año para la renovación legislativa de medio término, el peronismo demostró, una vez más, que nada hace al azar y que ya prepara sus fichas midiendo candidaturas y cerrando filas, más allá de las internas, para contener las críticas y frenar la caída en las encuestas.

La estrategia empezó con una videoconferencia desde Olivos con los gobernadores más cercanos al kirchnerismo y al massismo:

Jorge Capitanich. el gobernador chaqueño alineado a Cristina Kirchner; el massista salteño, Gustavo Sáenz; el misionero del Frente Renovador y massista, Oscar Herrera Ahuad; el cordobés del PJ anti-k, Juan Schiaretti; y el pampeano del PJ clásico, Sergio Zilliotto.

Lo siguieron, durante toda la semana, pequeños actos de ministros nacionales firmando convenios o anunciando obras y programas sociales con intendentes del conurbano bonaerense.

Cerró el viernes Alberto -en un acto al que se sumó a último momento por videoconferencia desde Olivos-, junto a Sergio Massa y Axel Kicillof, anunciando obras para los municipios del norte del conurbano, zonas afines al massismo: San Fernando, Escobar y Malvinas Argentinas.

La agenda de las reuniones de gabinetes temáticos quedó en segundo plano y se volverán a reunir dentro de 15 días, confirmaron a A24.com fuentes de la Casa Rosada.

Mientras Cristina Kirchner y Oscar Parrilli avanzaban en el Senado con el dictamen para la reforma judicial, Máximo Kirchner (jefe del bloque de diputados del FdT) y Sergio Massa, salieron a contener a propios y aliados, en busca de votos para la cuestionada reforma y construir apoyo para las 60 medidas económicas y leyes que se vienen de cara a la pospandemia.

Los ministros sostuvieron la "agenda dinámica", que mezclaron con actos presenciales y videoconferencias, bajando personalmente a las provincias y municipios, mientras la Casa Rosada se vio desierta casi toda la semana.

La Rosada: nadie por aquí ni por allá

Solo el jueves a la tarde, en medio del mayor pico de contagios de coronavirus y de muertes, se reunió el gabinete económico en Casa Rosada, con cambio de horario, y sin mostrar demasiadas novedades, solo la continuidad del pago de ATP e IFE hasta diciembre, con algunos cambios.

La estrategia, día a día:

Martes:

  • Alberto Fernández hizo anuncios por videoconferencia, desde Olivos, con gobernadores.
  • También se mostró con los CEOs de los laboratorios que fabrican la vacuna contra el COVID-19 y empresas que anunciaron inversiones, como la automotriz Nissan.

Miércoles:

  • La ministra de Justicia, Marcela Losardo, participó de la presentación de la Central Telefónica para Barrios populares, un nuevo servicio de los Centros de Acceso a la Justicia. Lugar: sede Tandanor del Ministerio, junto a los curas villeros.

Jueves:

  • El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, recorrió el Mercado Central y, más tarde, firmó un convenio con el intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, para poner en marcha espacios de primera infancia.
  • Reunión de la ministra de Hábitat, María Eugenia Bielsa, con los intendentes de Lomas de Zamora, Martín Inzaurralde; de Hurlingham, Juanchi Zabaleta; de Almirante Brown, Mariano Cascallares; y de San Martín, Fernando Moreira; para analizar avances en los planes que lleva adelante el ministerio, como Argentina Construye, Plan de Reactivación de obras de vivienda y Procrear.
  • Videoconferencia de ministros Santiago Cafiero y Wado de Pedro con 21 gobernadores para definir refinanciación de deudas de las provincias con la ANSES.

El acuerdo se concretará en una ley que impulsará el oficialismo en el Congreso para contener la crisis financiera de las provincias por unos 24 mil millones de pesos. También se incluirán cambios en el Fondo de Garantías con prioridad en inversiones en la economía real, la creación de un fondo fiduciario a través del BICE, y el financiamiento de la Reparación Histórica a Jubilados con fondos del Presupuesto de cada año.

Viernes:

  • Cafiero recibió en su despacho del primer piso de la Casa Rosada al gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet. Analizaron acciones y medidas de apoyo del Gobierno a la provincia como la reconstrucción de un puerto.
  • Alberto, Massa, Máximo y Kicillof compartieron acto con intendentes del massismo y del kirchnerismo para anunciar obras ferroviarias en San Fernando, Escobar y Malvinas Argentinas con una inversión de casi 2.600 millones de pesos. Al acto -organizado por el ministro de Transporte Mario Meoni (massista) también se sumó a último momento Kicillof.
  • Antes, la ministra Bielsa firmó con Kicillof en la gobernación un convenio por un plan de viviendas que el Gobierno busca imponer como caballito de batalla para crear empleo a través de organizaciones sociales de barrios en situación de pobreza.

El mensaje de la Casa Rosada fue claro: todo el Gabinete -empezando por el Presidente y sus principales aliados, Máximo Kirchner (con excepción de Cristina, que mantuvo el silencio) y Massa, gobernadores e intendentes- tenían que dejar las oficinas y durante toda la semana salir a recuperar el “territorio” mostrando a un gobierno activo e intentando superar la crisis y frenar la caída en las encuestas.

por Stella Gárnica
SUBIR

NWS

Ovación

Show