Casa Rosada

Ante un alerta del FMI, el Gobierno ajusta medidas para aumentar reservas del BCRA y controlar más importaciones

Massa analizó con senadores el Presupuesto 2023, lanzó el dólar MEP para turistas extranjeros y negocia acuerdos de precios para bajar la inflación. El bono para asalariados sigue demorado.
Stella Gárnica
por Stella Gárnica |
Ministro de Economía

Ministro de Economía, Sergio Massa junto al de Turismo, Matías Lammens y el presidente del Banco Central, Miguel Pesce, anunciaron el nuevo dólar para turistas extranjeros. Foto: Min. de Economía

Mientras el Senado empezaba a analizar el proyecto de Presupuesto 2023, el ministro de Economía, Sergio Massa, se reunía en las últimas horas con el titular del Banco Central, Miguel Pesce, el ministro de Turismo, Matías Lammens y la cámara empresaria de Turismo para anunciar el nuevo dólar turista. Esperan recuperar una recaudación de alrededor de 250 millones de dólares mensuales y sumar unos 1100 millones de dólares en los próximos dos meses a partir de una resolución que entra en vigencia este viernes, por la cual los turistas extranjeros podrán comprar al valor del dólar MEP (más alto que el oficial y más cercano al blue) a través del circuito formal de tarjetas de crédito.

La medida, confían en los ministerios de Economía y de Turismo, permitirá potenciar la llegada de dólares de la mano de turistas receptivos procedentes de Europa, sector que había menguado a partir del cepo cambiario, por la inseguridad y complejidad que representaba no poder cambiar dólares en el país en el mercado legal y tener que traer los billetes.

De esta manera, aunque no lo dicen abiertamente, el Gobierno buscó bajar la brecha cambiaria entre el blue y el MEP, y la cooptación de dólares que antes se iban por un agujero negro al mercado informal. Ahora con las compras con tarjetas extranjeras ingresarán dólares a los bancos y colaborarán en bajar el precio de la divisa en el mercado financiero ante la mayor oferta (MEP y CCL).

Creen que generará el efecto cascada y también bajará el blue. El Gobierno empezó a desatar el cepo cambiario por segmentos. Será un plan que se va a profundizar.

Sergio Massa anunció el nuevo dólar turista.jfif

El Gobierno sale al cruce de las críticas por el cepo a importaciones y anuncia ayuda a PYMES

comercio exterior aduana.jpg
La dependencia de la AFIP modificó la normativa que regula a los couriers, de forma tal que restringe la posibilidad de maniobras fraudulentas.

La dependencia de la AFIP modificó la normativa que regula a los couriers, de forma tal que restringe la posibilidad de maniobras fraudulentas.

Según pudo saber A24.com, otra de las medidas que analizaron el miércoles los máximos funcionarios de la AFIP, de la Aduana y de la Secretaría de Comercio, es la consolidación del nuevo Sistema de Importaciones de la República Argentina (SIRA) por el cual apuntan a frenar la salida de dólares por especulación de empresas que buscan stockearse con bienes y mejorar la utilización de las escasas divisas del BCRA para pagar las importaciones de insumos destinados a la producción local.

Desde la AFIP salieron a responder a las críticas de empresarios por el cepo a las importaciones y aseguraron que el SIRA lejos de frenar la producción por la falta de insumos, al contrario, lo que va a frenar es la salida indiscriminada de divisas por importaciones que antes nadie controlaba. Los dólares del BCRA serán redireccionados a la importación de insumos que realmente importan al gobierno que son para la industria y la producción. La preocupación fue ratificada por Gabriel Rubinstein, viceministro de Economía en su exposición del Senado.

En ese marco, se espera que este jueves el BCRA publique una nueva resolución para poner en marcha el sistema de adelanto de 50.000 dólares a Pymes importadoras, que podrán liquidarlas en 60 días, mientras con los controles de abusos por sobrefacturación o subfacturación buscan frenar la sangría de reservas.

El SIRA, según explicaron fuentes de la AFIP a este portal, se consolidó a un mes de haber entrado en vigencia, como un control exhaustivo de las importaciones mediante el cruzamiento de datos de las empresas que se inscriben y solicitan autorización para importar, mediante el cual el Gobierno en interacción entre AFIP, Aduana y Comercio interior, definen quiénes y qué productos pueden importar, dependiendo si las empresas no adeudan liquidaciones de divisas, pero también controlando qué y para qué importan bienes.

Por otro lado con el sistema de importaciones SIRA permite a las empresas que quieran importar bienes de lujo o que el Gobierno no considere esenciales. Si usan sus dólares propios para pagar, se flexibiliza el cepo a las importaciones pero limitando el uso de reservas del BCRA.

Massa y las reuniones con empresarios por el programa Precios Justos

Massa y Tombolini por su parte, continuaban con reuniones contrarreloj con empresarios de productos de consumo masivo, con el objetivo de avanzar en el programa Precios Justos, que anunciaría en el transcurso de noviembre.

Se trata de un listado de 1200 productos de alimentos, cuidado personal, limpieza y bebidas, cuyos precios -tal como había anticipado A24.com- no aumenten más del 4% en los próximos 4 meses.

Mientras tanto, Massa con el apoyo del kirchnerismo de la provincia de Buenos Aires y legisladores, endureció la postura contra los empresarios que aumentan los precios por encima de la inflación, y que junto con la AFIP y la secretaría de Defensa de la Competencia, ordenó seguir de cerca para que "no haya abusos en la formación de costos y precios".

Un mensaje similar envió el miércoles a los operadores de turismo nacional e internacional, al anunciar el nuevo dólar MEP para turistas extranjeros: "Empresarios o agencias que aumenten los precios que ya estaban acordados, serán eliminados del programa de subsidios estatal Previaje, para fomentar el turismo nacional.

En tanto, una medida que reclama el kirchnerismo y que la Casa Rosada y el Ministerio de Economía y de Trabajo continúan demorando, es el relacionado con la ayuda mediante un bono de fin de año para los trabajadores asalariados que perdieron contra la inflación.

El Gobierno analiza milimétricamente los costos de tomar esa medida, antes de anunciarla, porque sabe que tiene encima la mirada atenta del FMI.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) alertó este miércoles que las perspectivas de la Argentina se agravaron por sus debilidades domésticas y un contexto más desafiante, por lo que pidió reforzar las medidas de ajuste para estabilizar la economía y contener la inflación. Del otro lado, Massa recibe las presiones del kirchenrismo, que espera para este viernes un nuevo discurso de la vicepresidenta, Cristina Kirchner, en el gremio de la UOM.

s