Casa Rosada

El ajedrez del Frente de Todos: Cristina Kirchner movió la última pieza y ahora le toca a Alberto Fernández

Empezaron los reacomodamientos en el peronismo en medio de la disputa por el liderazgo. Ahora le toca a Alberto Fernández definir cómo sigue el Gobierno. 
Stella Gárnica
por Stella Gárnica |
Cristina Kirchner junto a sus principales laderos políticos: el ministro del Interior

Cristina Kirchner junto a sus principales laderos políticos: el ministro del Interior, Wado De Pedro y el gobernador Axel Kicillof. Foto: Frente de Todos.

Bajo el eslogan “la fuerza de la esperanza” y la promesa de “volver“, Cristina Kirchner avanzó varios casilleros en el acto por el Día de la Militancia en La Plata con una intimación al peronismo: si quieren ganar las próximas elecciones, gobernadores, intendentes, legisladores, militantes y -sobre todo el presidente, Alberto Fernández- tienen que sentarse a dialogar con ella y acordar cómo seguirá el programa económico y liderazgo político.

"Podemos volver a hacer esa Argentina porque ya lo hicimos, la gente tiene que decidir", lanzó Cristina a modo de propuesta electoral para la sucesión presidencial en 2023. Aunque, como había anticipado A24.com, dejó abierta la incógnita para decidir las candidaturas más adelante.

Como cuando gobernaba junto a Néstor Kirchner y decían será "pingüino o pingüino", la vicepresidenta dejó flotando su candidatura en un fino equilibrio para evitar desestabilizar la figura presidencial, en momentos en que ella estaba a cargo del Poder Ejecutivo: "Todo a su tiempo y armoniosamente”.

Alberto Fernández estaba en pleno vuelo desde Madrid a Buenos Aires regresando de la cumbre del G20 y se enteró más tarde del mensaje de la vicepresidenta en ejercicio del poder.

Alberto Fernández se mostró sonriente junto a SErgio Massa y Santiago CAfeiro tras sufrir una descompensación durante la gira del G20 en Bali.JPG

Ahora le toca mover las piezas a Alberto Fernández. Pero la salud le jugó una mala pasada al presidente Alberto Fernández en Bali, cuando se descompensó, estuvo unas 6 horas internado y admitió que los médicos le aconsejaron bajar un cambio en la actividad por el estrés.

Pasará el fin de semana descansando y se someterá a nuevos estudios y tratamiento de la gastritis erosiva sangrante. Incluso tuvo que mandar a Santiago Cafiero a un encuentro con Biden, que hubiera sido exhibido como un gran logro diplomático en caso de concretarse.

El discurso de Cristina le impone a Alberto Fernández, tomar la decisión: seguir en modo independiente y desafiarla con un armado político propio ("con un peronismo dividido, enfrentado, inocuo, imposibilitado para cualquier proceso de cambio") y para negociar candidaturas y eventualmente postularse a la reelección en las PASO 2023.

El discurso fue un nuevo reclamo a Alberto para que abra el juego y convoque como presidente del PJ nacional, a una mesa de diálogo político de los máximos referentes del Frente de Todos, para redefinir el sistema de toma de decisiones del gobierno.

Los reacomodamientos en el peronismo después del discurso de CFK

Cristina Kirchner en el acto por el Día de la Militancia, dejó abierta la posibilidad de ser candidata en 2023.jfif

Cristina salió al escenario como una estrella de rock, con el himno nacional tocado a piano y vestida totalmente de blanco con un rosario como collar, que la acompaña desde que sufrió el atentado el 1 de septiembre.

La nueva imagen con un discurso moderado que había anticipado su delfín en la Casa Rosada, el ministro del interior, Wado De Pedro, llamando a "un nuevo pacto democrático" esta vez estuvo dirigido a peronilsmo, a que se unifique bajo su liderazgo en defensa propia ante lo que insistió en denunciar, los embates del "partido judicial" que "hoy reemplaza al antiguo partido militar" que antes hacía los golpes de Estado. Lo hizo en un mes clave para las causas judiciales en su contra.

La advertencia sobre "la deuda que tiene la democracia es la inseguridad" tuvo varios destinatarios: al presidente y al ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, que suele defender públicamente la candidatura a la reelección de Alberto Fernández.

Cristina y Máximo Kirchner se reunieron con intendentes del PJ, dirigentes de La Cámpora y del peronismo bonaerense incluido el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis después del acto en La Plata..jfif

Lo mismo les dijo en una reunión en el backstage del acto de La Plata a intendentes y ministros y legisladores del FdT después de 1 hora de discurso y espectáculos musicales.

Las críticas al gobierno de Alberto Fernández, esta vez, superaron las referencias a la inflación y la crisis social porque los sueldos no llegan a fin de mes. Cristina puso de relieve ahora una vieja demanda de los intendentes y jefes territoriales del PJ bonaerense que cuestionan por inacción ante la inseguridad a Axel Kicillof y a Berni.

La vicepresidenta hizo propio el reclamo de los intendentes que denuncian una "autonomización de la policía" bonaerense a la que el peronismo, suele temer, desde la época de Duhalde, como un fantasma capaz de desestabilizar con su inacción, a los gobiernos democráticos.

¿Además de un pase de facturas por el atentado que sufrió el 1 de septiembre, hablaba de eso Cristina Kirchner el jueves en el Estadio de La Plata, cuando reclamó desplegar más gendarmes en el conurbano para frenar la ola cada vez más violenta de robos?

Aníbal Fernández le salió a responder asegurando que su rol como ministro de Seguridad nacional lo está cumpliendo y que tiene las fuerzas federales bajo "su mando civil". Pero le aclaró que "no se mete en las policías provinciales" porque no es su rol.

Massa el equilibrista

Alberto Fernandez gira G20 Telam (2).jpg

Mientras se volvía a disparar el dólar blue en Buenos Aires, Alberto, Massa y Cafiero se reunían en Bali con líderes del G20 y consiguieron que firmen un documento reclamando al FMI que reduzca o elimine las sobretasas que debe pagar Argentina por la refinanciación de la deuda dejada por Mauricio Macri haciendo efectivo un reclamo histórico de CFK.

Antes de regresar de la gira por Indonesia, Massa salió a dar mensaje de tranquilidad anunciando que con los acuerdos del Swap con China podrá duplicar las reservas del BCRA a 10.000 millones de dólares.

En un clima de fuerte tensión por la nueva disparada del dólar blue, el viceministro de Economía, Gabriel Rubinstein, en Buenos Aires, salía a desmentir los rumores de su renuncia, luego de haber mencionado en una disertación ante empresarios, que no se puede salir del cepo cambiario todavía, porque eso derivaría en una "devaluación" y si no sale bien, en un "rodrigazo".

FMI: Alberto Fernández se reunió con Kristalina Georgieva en la cumbre del G-20 (Foto: Telam)..jpg
FMI: Alberto Fernández se reunió con Kristalina Georgieva en la cumbre del G-20 (Foto: Telam). en la cumbre del G-20 (Foto: Presidencia de la Nación).

FMI: Alberto Fernández se reunió con Kristalina Georgieva en la cumbre del G-20 (Foto: Telam). en la cumbre del G-20 (Foto: Presidencia de la Nación).

A su regreso de la gira, Massa agradeció a los bloques oficialistas que aprobaron la ley de presupuesto 2023. Según anticiparon fuentes del Ministerio de Economía a A24.com, la semana que viene podría viajar una misión del equipo económico a Washington para negociar con el FMI la revisión del último trimestre para asegurarse que el FMI transfiera antes de fin de año los fondos para pagar la deuda.

Como balance de la gira por Indonesia, Massa dijo que lo más destacado es "haber dejado abierta la discusión en diciembre para la eliminación de los sobrecargos porque Argentina le está pagando al Fondo el doble de tasa de interés que al BID", un reclamo que viene haciendo Cristina desde que Martín Guzmán firmó el acuerdo para refinanciar la deuda y que derivó en la renuncia de Máximo Kirchner a la jefatura del bloque de Diputados.

Mientras tanto, Alberto como Cristina apuestan a Massa para llegar sin más sobresaltos a cerrar el año preelectoral sin una devaluación ni una nueva corrida cambiaria que potencie la inflación y la crisis social por el aumento de la pobreza.

s